viernes, 23 de abril de 2021

Series CBE: La Montaña Donde Ascienden Las Luces (XX/Final/Epílogo)






Encontré el librito de La Montaña Donde Ascienden Las Luces y Otras Historias En Una Tierra Sin Nombre en el baúl de mi abuelo. El libro se encontraba en perfectas condiciones, probablemente restaurado. 

Si los detalles de la impresión no mienten, el libro parece ser del siglo XVI o XVII; lo cual vendría a corroborar las fechas que aparecen en su interior. Sobre los datos que contiene el libro, en especial los de los cabalistas Cordovero y Luria, y también las referencias a John Dee, se puede encontrar la suficiente información en la web y en bibliotecas para certificar su verosimilitud. De Maximiliano Ravidabia sólo existe un portal en internet que expone, de manera fragmentada, parte del Tomo VI de su Partum Magnum Mysterium. Salvo por este librito, y la entrada Web, en nuestro país no hay rastros del tal Ravidabia.

Del lugar al que se refiere el texto, así como de la montaña, no hay datos que hayan sido recabados  posteriormente; ni en tratados de viajes, geográfico o de navegación. 

El descubrir un libro como este en los cachivaches familiares, lo que quisiera averiguar es cómo es que mi abuelo logró hacerse de este ejemplar y qué interés podría tener él en los escritos de un místico, sabiendo la ligereza, más no escepticismo, que tenía para tratar estos temas. 

Mi abuelo nació en 1932 en San Vicente. Es legado familiar una historia de mi abuelo, en la que se cuenta que en 1934, con sólo dos años de edad,  le dio la mano al presidente Maximiliano Martínez en uno de los viajes que el militar hizo al interior del país. Creció en Apastepeque, no concluyó la educación media, se casó, tuvo cuatro hijos y perdió a uno. Fue entrenador de fútbol de un equipo de Sacacoyo conocido como el San Francisco, y el resto de su vida la dedicó a trabajar en ANTEL. Escribió un pequeño libro de poemas y fábulas que terminó publicando en el 2005; solo imprimió 500 ejemplares. Nunca nada de lo que él escribió me ha logrado gustar. 

Y en todo lo que escribía, sin importar su relevancia, siempre firmaba, con el uso de una estilográfica, como: 

Maximiliano Alfonso Blanco Molina R. 

Hasta el día de ahora, nadie sabe en la familia que significa la R.


-a.e, Mejicanos, 2018.




____________________________________________________________________________________________






0 comentarios:

Publicar un comentario

¡Suscríbete a nuestro blog!